miércoles, 9 de octubre de 2019

Los neocatecúmenos y la Gracia



Para completar el relato de la inmensa confusión mental que padecen los neocatecumenales, tan convencidos de su incapacidad para obrar el bien puesto que, según ellos, no son libres para optar por el bien que desean sino que están abocados sin remedio a realizar el mal (ver aquí y aquí), voy a contar la anécdota de una hermana de comunidad que se negó a seguir el perverso juego de la falsa conversión moral que tanto gusta en las comunidades.
La situación era la siguiente: esta mujer tenía una hermana pequeña (hermana biológica). Ambas eran muy inteligentes, ambas habían completado sus estudios con brillantez, pero la hermana menor padecía un trastorno depresivo que la incapacitaba para trabajar. Las dos estaban en el camino, la pequeña en una comunidad más avanzada puesto que había entrado unos cuantos años antes y allí seguía, sin que la praxis del trípode ni los escrutinios ni cosa alguna le curase su síndrome depresivo.
Sucedía que esta hermana depresiva alternaba etapas en las que desconfiaba y sospecha de todos, con otras en las que seleccionaba a alguien como su alma gemela y agobiaba a la persona seleccionada con atenciones. Y dado que era muy inteligente, cuando sospechaba algo o de alguien, era muy difícil tranquilizarla, porque era capaz de darle la vuelta a cualquier situación y a cualquier frase, por inocente que fuese. De la misma forma, cuando se apegaba a alguien era casi imposible eludirla, podía desarmar cualquier excusa y cualquier intento de alejarla un poco.
El caso es que en una de las recaídas en la afectividad desbordante, le tocó a su hermana mayor ser la depositaria de las atenciones de su hermana depresiva. La mayor estaba casada, en esa época tenían dos niñas pequeñas, y además los dos cónyuges trabajaban, así que entre la familia, el trabajo y las muchas cargas que impone el trípode, tenía muchas obligaciones además de atender a su hermana menor. Y a la menor le dio por llamarla a todas horas: para pedirle consejo, para contarle lo que había hecho, para compartir lo que había visto por la calle, para saber de sus sobrinas, para alertarla sobre lo malos que eran los demás… Llamaba una y otra vez a lo largo del día, todos los días.
Esto lo contó la hermana mayor en un “escruticidio”. Explicó con palabras llanas, sin adornos ni florituras, que en esos momentos sentía tirria hacia su hermana menor, que sabía que actuaba así por su enfermedad, pero veía también el sufrimiento que causaba en su familia y no podía evitar que el sentimiento que le inspiraba fuese una feroz antipatía.
El kikotista se frotaba las manos y quería saber cómo contestaba a su hermana enferma cada vez que llamaba. La respuesta dejó en evidencia su nulo discernimiento y su falta de preparación para tratar temas tan delicados.
Porque la hermana mayor, la que estaba en mi comunidad, explicó que siempre contestaba con absoluta educación, amabilidad y corrección.
El kikotista no salía de su asombro e insistía una y otra vez: Pero, ¿no dices que no la aguantas? ¿No dices que le tienes tirria? Se la tengo, aseguraba ella con rotundidad, pero sé que es una enferma y no voy a ensañarme con ella. Cada vez que llama, contesto como si me hiciera mucha ilusión su llamada y escucho todo lo que quiere decirme, porque trato de apoyarla. Aunque no la aguante, no quiero hundirla más. Mi comportamiento con ella es impecable, lo que te estoy diciendo no se refiere a como actúo, sino a lo que hay en mi interior, porque actúo bien, pero mis sentimientos son de desamor y rabia.
El kikotista se removía en la silla e insistía en que no podía ser, pero ella hasta por tres veces repitió lo mismo: actuaba bien, pese a que su proceder era contrario a sus sentimientos. Y al final el kikotista la dejó por imposible, porque en el Camino piensan que es imposible actuar bien incluso si quieres, así que con mayor motivo debería ser imposible cuando estás reconociendo antipatía hacia la persona a la que tratas bien.
Y es que hay otra cosa que se niega ‘de facto’ en el Camino y es la Gracia de Dios. La Gracia que acompaña, que sostiene, que ayuda, que te permite obrar por encima de tus intereses y tus sentimientos. En cambio, en el Camino venden una receta que dice que tú no puedes, tú jamás puedes porque no hay gracia que te ayude, pero si por un casual se presenta esa gracia para que sí puedas, ya lo hará todo ella. Es decir, en ningún caso, nunca jamás, tú tendrás que hacer un esfuerzo ni ir contra tus sentimientos. ¿Entiendes? Eso, jamás. Si la gracia se presenta, te dará mucho gustito, mucha satisfacción y será gratis total, nada de que seas capaz de ver el daño y el sufrimiento y constatando que no te cae bien la persona que tienes delante y aun así, obrar el bien con ella.
Eso, según los kikos es imposible. Y si no es imposible es un moralismo de religiosos naturales. Y a los moralistas ellos les dan una estopa que los dejan irreconocibles, para que no se les vuelva a ocurrir hacer el bien a quien no aman.

33 comentarios:

  1. Se ve que con los elegidos italianos kiko ya ha tenido convi ya que en el blog de allí sobre el camino han publicado el tostón de inicio kurso... por aquí ni convivencia ni nada? Por lo poco que he entendido del idioma lo mismo de siempre... juaniel

    ResponderEliminar
  2. El tema es el ejemplo perfecto de lo que sucede en las comunidades, es verdad, los kikotistas no soportan oír que alguien está actuando según la voluntad de Dios, es increíble pero así es,. Te aseguro que si la hermana mayor le hubiera contestado a la hermana menor con insultos y gritos y le hubiera dicho que no la soportaba más, te aseguro que los kikotistas quedan contentos y tranquilos; es decir, el pensamiento retorcido de los kikotistas no acepta que la gracia ayude a actuar diferente a lo que yo quiero. Por ejemplo si sientes la tentación de robar algo... robalo por qué ese eres tu, eres un pecador aceptalo, eso es lo que a todos le dicen.

    La única forma, según ellos de caminar en la comunidad y ser un verdadero Cristiano es ser sincero y actuar como lo que eres un pecador.

    Cuidado con este grupo, usan el sofisma para justificar su predicación ambigua y confusa.

    Y que alguien me desmienta si lo que acabo de escribir no es verdad.

    Si quieres seguir en el Camino y hacer todos los pasos no dejes de trompetear que eres un pecador, una mierda, jamás digas que haces algo bueno o misericordioso porque te atacarán, e inclusive te enviaran a pecar.

    Vemos gente con 30 años de camino y jamas cambiaron, dicen hasta con orgullo que ahora son peores que antes y otras cosas, como para irse a para tras.

    Lo anterior se lo firmo a cualquiera.

    ResponderEliminar
  3. Sofisma = Argumento falso o capcioso que se pretende hacer pasar por verdadero.

    ResponderEliminar
  4. Lo siguiente es una ofensa para el Camino, lo consideran religiosidad, las obras de misericordia se realizan secundado la gracia, como ellos mismos predican, pero se contradicen por que no están en comunión con la Iglesia Católica, y mucho menos creen y aceptan la número 6.

    Enseñar al que no sabe.

    Corregir al que se equivoca.

    Dar buen consejo al que lo necesita.

    Perdonar las injurias.

    Consolar al triste.

    Sufrir con paciencia los defectos del prójimo.

    Orar por los vivos y difuntos.

    ResponderEliminar
  5. He visto a un catequista tratar con desamor a su esposa recién salida de parto y maltratarla en el viaje del hospital al hogar; por mi parte la trate con la mayor consideración posible y delicadeza en trayecto hasta llegar a su hogar, me extrañaba sobre manera el trato del esposo.
    Al despedirme esta lumbrera de catequista me llamo y me dijo: la compasión te lleva a la idolatría de las personas.

    Vaya pedagogía y formación demoníaca, pero todo esto es lo que inculcan a sus seguidores

    Lo primero que te enseñan y te inculcan con su ejemplo en el Camino, es dejar de saludar a los demás, mirar de frente y caminar como un pavo real.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Impresionante, tener compasion de la gente en delicada situacion es idolatria.

      Vaya vaya, el odio que siempre el kamino. Y todavia tantos engañados rindiendo culto al dios cuervo.

      Eliminar
    2. "El cristiano no es el buenecito " (kuervo dixit)
      "Nosotros, el kamino, no estamos en las parroquias para la caridad y esas cositas " (kuervo segundas partes dixit e dixit e dixit....loro de repetición que vive de fruta madre haciendo el vago a destajo)

      Mientras tanto, los captados se debaten entre la muerte y la muerte, fotocopiando una y otra vez la existencia en un coma espiritual perpetuo)

      Lo dicho, un prodigio de escuelas dignas tan sólo de ser cerradas for ever .


      -sepul-

      Eliminar
  6. Lucas 6:36

    Sed pues compasivos, como también vuestro Padre es compasivo.

    La hermana mayor está expresando su compasión por la menor.

    He buscado en toda la escritura en donde Dios diga:

    "Trata a los demás como tú corazón te dicte"

    Y no lo he encontrado por ningún lado.

    Sin embargo en el CN eso es lo que enseñan y predican.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, que seas una mierda con todos, para ellos eso es ser Cristiano y vas por buen camino y vas haciendo bien el camino, es una praxis y formación generalizada en todas las comunidades, pero ya esta saliendo a luz toda esta podredumbre.

      Si actuas de otra forma te atacan tus mismos kikotistas y hermanos de comunidad burlándose diciéndote que eres un beato buena gente, uno que se cree santo, que aceptes que eres el peor pecador y el mas malo de todos.

      Con tremenda coacción ahora entiendo porque en estas comunidades solo hay rivalidades y odios entre sí, y muchas cosas peores.

      Eliminar
  7. No existe la compasión en el CN. Y, desde luego, ya lleven 20, 30, 40 años o toda la vida, están no solo como en el principio, sino que son peores. Llenos de arrogancia, chismosos e inmisericordes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por sus frutos les conocereis, conocereis quien es su padre.

      Eliminar
  8. Un caso de otro hombre que después de algunos años daba su testimonio en los ecos de como Dios le estaba ayudando a cambiar, empezó a hecer cuestionado y en el siguiente escruticio fue tanta la presión que ejercieron sobre el, que no soporto más y terminó expresando lo que los catequistas querían escuchar : si si soy un pecador, no quiero a nadie, soy un desastre, soy una mierd..., nunca voy a cambiar, a lo que los catequistas dijeron con una cara de satisfacción.. eso así es, ahora si vas a caminar. Lo peor es que hace poco tiempo a este mismo hombre los mismos catequistas le recriminaron y le dijeron que cuando pensaba cambiar de forma de ser!

    ¡Y nadie hace nada!

    ResponderEliminar
  9. Recuerdo que en una cena de garantes, un kiko pata negra, nos vio a mi marido y a mi tratarnos con amabilidad, y su reacción fue decirnos con tono irónico mirándonos de arriba abajo 'hay que ver lo que se quiere este matrimonio' y en esa misma cena haciendo clara alusión a nosotros dijo que había un matrimonio al que había que 'reconstruir'
    A las claras se veía que no soportaba que nos llevasemos bien y fuésemos amables el uno con el otro.

    Lapocha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que si el matrimonio permanece unido, no hay forma de derribarlo. Por eso se toman muy en serio lo de enemistar a los cónyuges.

      Eliminar
    2. Te harán peliar y discutir con tu pareja como sea, te llevarán a que expongas todas tus intimidades en los giros de experiencias, harán que humilles a tu esposo o a tu esposa delante de todos, todo quedará expuesto y ventilado hasta la forma de llevar tus relaciones intimas; entonces les darán gusto a los morbosos y todos los querrán.

      Y por experiencia propia y siendo testigo, tu relación se volverá triste amargada y llena de heridas, ya que según el CN tu cónyuge es tu enemigo y lo tienes que ver así.

      Eliminar
    3. Usan la ironía para despreciar lo bueno que ven en los hermanos pensé que eran imaginaciones de algunos por estos lados, pero ahora es claro que estos kikotistas y responsables están enfermos del mismo cáncer.

      Eliminar
    4. Las cosas claras, llamemoslo por su nombre ENVIDIA. Envidia tienen de quienes no caminan y tienen cosas buenas en la vida. Y la envidia es un pecado que peude ser muy grave y mortal, llevando al envidioso eternamente al i nfierno.

      Si el infierno, esa cosa de la que ya nadie habla.

      Eliminar
  10. Y mientras aquí se discute si son galgos o podencos, en la Iglesia pasan cosas tan graves como esta:
    http://www.infocatolica.com/?t=noticia&cod=35994

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal que aparece el noni 6:32 para recordar que la sistemática intromisión en el fuero interno que se practica en el cnc son minucias -porque él lo dice- comparadas con los teatros que algunos se montan en las iglesias. Y es que algunos saben mucho de teatros, como el amigo austriaco del kikismo: https://cruxsancta.blogspot.com/2019/01/el-salon-de-usos-multiples-del-amigo.html

      Eliminar
    2. Menos mal que algunos nonis entienden que hay cosas mas graves que el kikianismo. Pero este es un blog sobre el kikianismo, es lo que toca. Mientras kiko vuelve a decir que es un santo y los demas pérfidos pecadores asesinos, la diosa pacha mama y la diosa fertilidad (con falo incluido) son adorados en el vaticano dando la espalda a jesucristo. Cada día esta mas claro que el ecologismo es una religion, de hecho bergoglio ya ha dado su bendicion a la adolescente greta, esperemos cuanto tarda en beatificarla.

      Eliminar
    3. Pues sí, Krusto Arguello, ya se habla del sincretismo religioso, de la validez de cualquier religión, se celebran cultos paganos y se evita hablar de Jesucristo, y todo como si nada. Vamos bien.

      Eliminar
    4. noni, todo esto viene desde hace decadas, solo que ahora esta vi niendo el empuje final demasiado rapido, de modo que muchos se dan cuenta de loq eu realmente sucede. Pero no es nada nuevo, sino muy antiguo.

      Eliminar
  11. Mis segundos segundos escrotinios ( los primeros no los pasé), fueron tal cual así... pacté, en modo apuesta, con otro amigo lo que íbamos a decir...y no hubo problema ninguno y a seguir el rollo.

    El Kamino es fácil... sí a todo, pantalón por la rodilla y a chupar lo que se tercie y pa'lante.

    Lázaro

    ResponderEliminar
  12. Protestantismo puro. Somos asesinos y solo unos pocos escogidos por dios son buenos. Tu nada puedes hacer solo decir que eres asesino de por vida. No intentes nada, es inutil y dios no premiara tu esfuerzo, no te sacrifiques.
    Protestantismo el kamino.

    ResponderEliminar
  13. "Mis segundos segundos escrotinios ( los primeros no los pasé), fueron tal cual así... pacté, en modo apuesta, con otro amigo lo que íbamos a decir...y no hubo problema ninguno y a seguir el rollo."

    Lo dicho: Di que eres lo peor de lo peor, la mierda más grande, el peor pecador, que nunca vas a cambiar, que no puedes amar a nadie etc etc Y te querrán y seguirás adelante en la comunidad.

    ResponderEliminar
  14. Hummm y Los Obispos están enterados de todo esto?

    ResponderEliminar
  15. Mi marido y yo somos mucho más felices y estamos mucho más unidos que nunca desde que dejamos el CNC. Gracias a este blog que nos acabó de abrir los ojos.
    Ojalá algún día podamos recuperar a nuestros hijos que se enemistaron y perdieron la Fe tras su paso por el CNC.

    Lapocha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felicidades¡¡¡¡

      A rezar el rosario por los hijos.

      Eliminar
    2. El caso anterior es el caso de cada día en este grupo.

      Eliminar
  16. Hey incautó de las 6:32, te parece que lo que hacen en el CN no es grave???

    ResponderEliminar
  17. Por eso mismo, viendo cómo está la Iglesia en su cúpula, no nos ha de extrañar que sectas como el CN campen a sus anchas.

    ResponderEliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, parece que cierran el Valle de los Caidos por un tiempo y los neocatecumenales tendrán que reunirse en otro sitio.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...