domingo, 31 de enero de 2016

Derecho de "puesta a prueba" de los "catequistas" neocatecumenales

Testimonio cuyo original italiano puede leerse aquí. Lo resaltado en cursiva es de CruxSancta.
 

Yo diría que el Camino Neocatecumenal no dura 25 años, sino muchos, muchos más. Dura toda la vida. A menos que uno se salga o sea expulsado por alguna razón que sólo ellos conocen.
Una soltera "kika" puede optar por consagrarse al CNC...
Hace muchos años una joven neocatecumenal (tenía unos treinta años), poco atractiva, hizo la peregrinación –en el CNC no se peregrina, se hacen peregrinaciones; como también se hacen pasos, se hacen convivencias, se hacen escrutes, se hacen garantes, se hacen alianzas… lo suyo es afán por hacer, sin llegar a ningún lado y sin el menor crecimiento personal- conmigo a la Jornada Mundial de la Juventud. En el autobús, durante el escrutinio, los llamados "catequistas", que no eran sus "catequistas" sino los que acompañaban al grupo de chicos –es decir, personas que no conocían a esta joven poco agraciada-, le dijeron claramente que tal vez podría empezar a pensar que su "vocación" no fuese el matrimonio. Adujeron, y no de forma velada, que el hecho de no ser una belleza, probablemente era por voluntad de Dios para que ella eligiese otro camino. El convento, por ejemplo –dado que en el CNC todo son normas e imposiciones, ellos ven muy razonable que Dios fuerce las cosas para que los seres humanos deban ir por donde Él quiera, anulando el libre albedrío-. La joven lloró pero todo quedó ahí.
...enseñar a bailar a obispos...
Pocos años más tarde, ella conoció a un viudo, pero no era del Camino -¡Ojo al dato! En el CNC el ser feo es una gracia de Dios pensada para la conversión del feo; en cambio, el enamorarse de alguien ajeno al Camino, jamás será considerado voluntad de Dios, sino argucia del "demoño", a menos que el de fuera se someta al CNC-. Este señor tenía niños en edad escolar (digamos unos 10 años). Asistieron durante un tiempo. Yo le conocí porque íbamos a comer pizza juntos después de la Eucaristía. Era un hombre bueno, correcto, honesto y con intenciones serias. Por fin, ella habló con los "catequistas" el Camino (los que gobernaban su comunidad) para ponerles al corriente de esta relación y del hecho de que este hombre quería casarse con ella.
Como de costumbre, se le dijo que lo llevara a las "catequesis" y como acababan de terminar, tuvieron que esperar unos meses.
Finalmente, el viudo asistió a la catequesis, pero no le interesaron en absoluto porque comprendió que tendría que estar fuera de casa dos noches a la semana y dejar solos a sus hijos pequeños. Para ser breve, los "catequistas" le dijeron a la mujer que tal vez fuese conveniente "poner a prueba" al pretendiente (es decir, dejarle), porque tal vez el encuentro con él hubiese sido "obra del demonio" -sabido es que cuanto viene de fuera del CNC es impuro, contaminado por la fornicación y los suicidios reincidentes, que polucionan mucho- y probablemente el matrimonio con una persona de fuera del Camimo sólo traería dolor. Después de algún tiempo ella fue persuadida y lo dejaron.
...o ejercer de salmoneta. En China hacen falta muchas.
No encontró a ningún otro. Al final de la etapa del "Padre nuestro" claramente se le dijo que tenía que elegir su vocación. Las opciones fueron las siguientes: convento, servicio en un seminario Redemptoris Mater (no era atractiva aunque no fuese mayor, por lo que podría ir a hacer el "servicio"), o partir como acompañante de alguna familia neocatecumenal en misión (es decir, chacha gratuita: cuidadora de niños, asistenta del hogar, etc.) -pero todo en su libertad de elegir libremente la esclavitud neocatecumenal que más le gustase-.
Todo esto, por supuesto, implicaba dejar su propio trabajo y su propia casa -para servir con todo su ser y con todos sus bienes al CNC-. Ella se negó. Ahora está fuera de la comunidad neocatecumenal. Obviamente nadie, o casi nadie la busca. Sólo los hermanos más "amigos" y la familia que no está en el Camino.

viernes, 29 de enero de 2016

Kiko Argüello: donde dije digo...



Desde el 16 de enero ha circulado por la red el bulo de que la Iglesia italiana había pedido personalmente a Kiko Argüello que apoyase con su presencia y con todas sus huestes el llamado Family Day que tendrá lugar el 30 de enero en Roma.
El origen del bulo fue el propio Kiko el fantástico, que en una entrevista publicada ese mismo 16 de enero contaba lo siguiente:
¿Quién dice que yo he dicho qué?
«Ayer me llamó el cardenal Bagnasco que quería hablar por teléfono conmigo para decirme que estaría muy contento si podíamos ayudar y apoyar el encuentro del 30 de enero. Yo, por supuesto, le dije que sí, que me suena muy bien y vamos a estar allí con todas nuestras fuerzas, tantos como nos sea posible».
Y como en la pasada manifestación del 20 de junio -aquella en la que Kiko descubrió al mundo entero la verdadera causa de los feminicios-, trascendió a la prensa y al público la contrariedad de la CEI (Conferencia Episcopal Italiana) ante la actitud beligerante con la que se preparó dicha manifestación, y que la CEI no daba su bendición a la misma, Kiko siguió diciendo:
Entrevistador: ¿Podemos decir entonces que hay un apoyo de la CEI detrás de este hecho?
Kiko: «Sí, absolutamente. Para mí es un hecho importantísimo que Bagnasco me haya llamado. Tal vez haya obispos que no quieren participar, pero no pasa nada... Sin embargo es importantísimo que los obispo italianos se hayan unido a nosotros, porque de lo contrario estaríamos allí solos y expuestos a que nos digan que somos "homofóbicos" y cosas por el estilo, No es cierto, detrás de nosotros está la Iglesia que nos apoya en esta defensa de la familia cristiana a la que se está haciendo tanto daño».
Esto es lo que declaró el gran gurú de Palomeras, en su libertad de decir lo que le dé la gana. Y por haber salido de su boca, de inmediato la maquinaria pesada de quienes no piensan ni razonan pero caminan, se apresuró a propalar el bulo por todas las comunidades y más allá.
¡Qué menos que ser acolitado por cruciferario y ceroferario!
Así estaban las cosas, convencidos todos aquellos que ni piensan ni razonan aunque caminen, de que la Iglesia italiana había reconocido a Kiko el penas como su salvador y que próximamente le declararían su agradecimiento eterno y le rendirían pleitesía, cuando inopinadamente el pasado 26 de enero las comunidades italianas recibieron una misiva firmada por el susodicho:
«Queridos hermanos,
El otro día recibí una carta de Massimo Gandolfini, portavoz de la Comisión que organiza la manifestación del Circo Máximo; en ella me comunica, y no sin sufrimiento, que es más prudente que yo no hable desde el escenario, ya que, según el Comité: "No puede y no debe participar ningún movimiento, asociación, grupo, partido, cómité ni nigún otro líder religioso; la manifestación no debe tener ninguna connotación confesional en absoluto: no es, sólo, un evento católico".
Está claro que nos lo hubiera tenido que decir antes, pero no importa. El Camino Neocatecumenal, como realidad de la Iglesia Católica, de acuerdo con esta carta, no debe aparecer como tal, por lo que los hermanos que participen lo harán a título personal.
¡Ánimo! Vamos por amor a Cristo, a su Iglesia y a la familia y Dios nos recompensará.
Rezad por mí.
Kiko Argüello
Porto San Giorgio, 26 de enero 2016»

(El original en italiano puede consultarse aquí)

jueves, 28 de enero de 2016

Kiko Argüello y el desafecto


Hace años, allá por 2008, el jefe Pako de Palomeristán vino a proclamar en un anuncio que los ortodoxos rusos le comían en la mano, que le rogaban encarecidamente que entrase en Rusia a convertir las estepas y que le iban a prestar un terrenito en Jerusalén para construir una domusita nueva…
El patriarca Kiril, que no debe tener mucho sentido del humor, se ocupó de cerrarle la puerta en las narices por trolero.
Y como mega Pako es sensibilísimo, todavía no lo ha digerido. Porque cuando él impone normas y restricciones absurdas, como la de no tener internet, lo hace por amor a sí mismo, pero cuando se le imponen normas a él, lo toma por un ataque y empieza a generalizar y acaba concluyendo que se hace para fastidiar a todo el pueblo y toda la nación. Y llega a esa misma conclusión cada vez que le cierran una puerta.

Por ejemplo, en Cuba, donde, qué casualidad, las consecuencias de "fastidiar al pueblo" impidiendo la entrada del CNC son exactamente las mismas que las del capitalismo europeo, como se puede leer en el siguiente relato cuya ultra-veracidad no ofrece ninguna duda.


Obsérvese la carita de pena de la que está al lado de la cruz... seguro que camina "en su libertad"



Confiamos en que se entienda que la apertura que hoy vive Cuba hacia EEUU no es fruto de los políticos, sino de esta comunidad única en Cuba en la que nada es como en el resto del CNC, porque en el resto jamás se ha visto ni se espera al amor ni a la unidad.

miércoles, 27 de enero de 2016

Convivencia de inicio de camino (XXVI)



«La Iglesia primitiva tenía plena consciencia de esto cuando dice en el Evangelio: uno se acerca a Jesús y le dice, te seguiré adondequiera que vayas; Jesús le dice, ¿quieres venir conmigo? ¿Por qué? ¿Por qué te parece maravillosa esta vida bohemia de ir de aquí para allá, sin trabajar, viajando, visitando países? Dice: ¡Fantástico! Me voy contigo... Jesús le dice: ¿Sabes quién soy yo? Soy uno que va a Jerusalén para ser asesinado.
Nadie, por sí mismo, puede querer ser arrastrado a la muerte si Jesús no lo llama. Por eso Jesús le dice a este hombre: las aves del cielo tienen nidos y los zorros madrigueras, pero el Hijo del Hombre no tiene donde reclinar la cabeza. Se lo dijo, y el otro debió comprenderlo bien porque en el Evangelio no vuelve a decir nada.
Nadie puede seguir a Jesucristo simplemente porque lo desee. Porque seguir a Jesucristo significa seguirlo a la muerte, a Jerusalén, para ser asesinados por el mundo».
Eso del libre albedrío, un cuento chico. Ahora ya lo sabéis, Dios predestina a quien le da la gana y los demás...
Te elijo a ti
«Es Dios quien elige. Por eso, al poco tiempo, Jesús dijo a otro: tú, ven y sígueme. Y este le dice: ¿yo? ¡Si tengo que enterrar a mi padre! ¡Cómo podría dejarle sin haberlo enterrado! Y Jesús le dice: Deja que los muertos entierren a sus muertos; tú ven y sígueme, sígueme para proclamar conmigo el Reino de Dios.
Es Jesús quien le llama.
Todos vosotros que estáis aquí, habéis sido señalados por el dedo de Dios, habéis sido llamados por Dios, el cual os dará la Vida Eterna. Iréis a conquistar la muerte, porque se os dará Jesús resucitado. Moriréis a vuestra propia familia, por tu esposa, por los amigos, por los niños...
¿Hoy en día, qué sucede? Que muchos jóvenes quieren realizarse en la política o en lo que sea y tal vez en su casa no aceptan a su padre. Aquí no. Aquí, a quien primero aceptarás es a tu padre, que es un fascista... si no son todo rumores y mentiras. Conocí a uno que se buscaba a sí mismo en hacer discursos y su esposa le ponía los cuernos (perdonadme) porque no era capaz de amar, porque no se ocupaba de ella. Como les sucede a tantos que se dan al dominó, al ajedrez o la caza y abandonan a la familia. Aquí no»
Aquí sólo se permite darse al Camino, todo lo demás es una abominación.

«En Italia hemos experimentado que si en la primera comunidad hay una chica, en la tercera están los padres. ¿Sabes por qué? Porque los padres han visto en ella actitudes que no se puede explicar; la hija, después de la comunidad, ya no es la misma de antes.
Y, a la inversa, si hay un adulto, después entran la esposa y los hijos. ¿Por qué? Porque manifiesta unos signos que llaman la atención. Estos son los signos que llaman a otros a escuchar el kerigma, porque han visto en otros actitudes que no pueden explicar.
Dejarás que se llame arte a unos cristales pintados feos
¿Qué actitudes? Las del Siervo de Yahvé: que se deja juzgar por todos, sin juzgar a nadie, que responde al mal con el bien, que toma sobre sí el pecado de los demás. Este es el Siervo de Yahvé.
Y esto se dispone a hacer el Espíritu con vosotros para que seáis signo para los hombres. Te dejarás matar».
Por supuesto, el Espíritu está al servicio del gran Pako, faltaría más.
«Esto es revolucionario y escandaloso en el mundo de protesta y justicia social en el que vivimos.
Sin embargo, esta es la misión del cristiano: dejarse matar. Así se manifestará el amor que se os ha entregado. Esto lo hará en vosotros el Espíritu de Cristo.
En lugar de juzgar a los demás, que es lo único que sale de ti, te dejarás matar por sus pecados, sin juzgarles, remitiendo el juicio a Dios».
Quien conozca a algún kiko que no juzgue al universo entero, que nos lo presente, por lo que más quiera.
«S. Pablo dice que los esclavos cristianos deben obedecer a los amos justos y a los injustos. Porque al mal que se le hizo, Jesucristo respondió con el perdón.
Cuando le dieron una bofetada no la devolvió, aunque la había recibido injustamente.
Cada vez que un cristiano hace esto en el mundo, está haciendo un acto escatológico: hace presente el juicio final, cuando Dios vendrá a juzgar a los vivos y a los muertos.
Esto, en cualquier nivel. No juzgues. Esta mañana hemos visto que esto es lo que hace el hombre nuevo: acepta al otro, le comprende, le ama tal y como es, aunque sea su enemigo. Y esto, no como táctica o con esfuerzo, sino por el don gratuito de Dios.
Y ¿cuándo tu esposa, tus hijos, tu colega, tu jefe son tus enemigos? Cuando tienen actitudes que te destruyen, cuando no son como te gustaría a ti. Y ¿en que, de hecho, se demuestra que tú has vencido a la muerte? En el hecho de que tú pasas a través de la muerte, dejándote matar por el defecto del otro que te destruye. No haces más violencia. Si son trece años que tu marido no te lleva al cine, ya no necesitas ponerle una cara así de larga para que te lleve: entiendes que si no te lleva es porque no le gusta o no quiere; sin duda es un pecador que te deja sola, pero tú le amas, allí donde te mata. Ya no te preocupa que te quiera a ti: ahora eres tú quien ama a los demás. Porque esta es tu salvación: te ha sido dado el Espíritu para que puedas hacerlo, has nacido de nuevo. Ahora no te importa que no te amen: tú amas y lo comprendes todo. Asumes el pecado de los demás.
Esta es la actitud de Jesucristo: asumir los pecados de todos los hombres, como hemos leído en Isaías, soportar el resentimiento, el egoísmo, los pecados de todos los hombres. Él no juzga, sino que deja que le crucifiquen, obteniendo la salvación para nosotros.
Card. Pell en algo llamado santuario de la palabra
Pero Cristo quiere que se siga haciendo en el mundo. ¿Cómo se darán cuenta los hombres de hoy de que Cristo sigue perdonando los pecados y nos da gratuitamente la vida eterna? ¿cómo se darán cuenta de que Dios les perdona aunque sean pecadores?»
Nótese que habla por los demás, no por él, que está en otro plano. Nótese también la tontería, ¿qué habría que perdonar si no fueran pecadores?
«Ningún ángel se lo dirá por la noche. Por eso el mundo piensa que Dios estará con un palo así de grande para castigar todo pecado que cometamos.
Y por eso van a Misa cuando necesitan de alguna forma rezar a Dios. ¿Cómo se darán cuenta los hombres de nuestra generación de que Dios nos ama como somos? ¿Cómo conocerán la Buena Nueva? ¿Cómo se dará cuenta tu marido, que es un tremendo egoísta, que cuando regresa del trabajo no quiere saber nada de ti y enciende el televisor para ver el boxeo, que Dios le ama así? SI TÚ LE AMAS ASÍ: PECADOR.
¿Y quién es capaz de amar de esta manera, cuando todos nosotros, apenas uno nos ataca lo hacemos pedazos? ¿Quién quiere estar con un egoísta, con un borracho, con un explotador de pobres? Quien está con un egoísta, se vuelve egoísta... ¿Quién ama al enemigo? QUIEN HA VENCIDO A LA MUERTE, quien ha recibido el Espíritu de Jesucristo vencedor de la muerte: la Iglesia, los cristianos.LA IGLESIA SALVA EL MUNDO ASUMIENDO EL PECADO DE LOS HOMBRES.
Esto escandaliza. “¿Cuál es vuestro compromiso político y social frente a las estructuras injustas?", se preguntan. Y dicen: estas comunidades angelicales y místicas... todo el día rezando y sin hacer nada. Quieren ver obras de inmediato.
Nosotros decimos que no; que para hacer obras deben ser cristianos; que ahora estamos en camino; que cuando seamos cristianos Cristo vivirá en nosotros, y entonces el cristiano en una fábrica hará botones como todos los demás, y si los demás se revuelven contra el dueño, que es un burgués malísimo, él amará a los trabajadores, pero también amará al patrón injusto, y continuará haciendo botones.
Estamos absolutamente convencidos de ello.
R.M.Brasilia. ¿Se gastaron las horribles vidrieras?
Yo, hoy, en una fábrica, como no soy Jesucristo, digo: ¡puerco y maldito caradura! ¡desgraciado! Y tengo un grupo en la parroquia con el que me reúno y digo: así no se puede continuar; los hombres están oprimidos, y tal y cual y maldita miseria... Necesito grupos de acción más eficaz. Es evidente: tu acción no es cristiana, porque tú no eres cristiano.
El día que tú seas cristiano, también tu acción lo será y no tendrá ningún tipo de compromiso porque será Jesucristo quien actuará cuando tú actúes.
Hoy en día hay una crisis de acción. ¿Por qué? Sencillo: porque no somos cristianos. Pero si verdaderamente tú fueras cristiano, te aseguro que tu actitud en la familia, en el trabajo, en todas partes sería la de Cristo. Lo que pasa es que no nos lo creemos y nos parece una utopía. S. Pablo dice: no soy yo quien vive, es Cristo quien vive en mí».

Artículos Relacionados

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Seguir CruxSancta por Email